El ascensor más lento del mundo

botoncerrar relatos sin contrato

 

Cuando se abrió la puerta del ascensor ambos se dejaron paso, pero como ninguno de los dos cedía, quisieron entrar a la vez casi a empujones.
Sonrieron.
Cada vecino pulsó el botón de su planta.
La puerta del ascensor se cerró.
― Parece que al final está aguantando sin llover…― se atrevió a decir el primero.
― Sí, sí, pero hace más frío que ayer.
Los dos vecinos agacharon la cabeza para mirar al suelo del ascensor.

DANIEL FOPIANI

Be the first to comment on "El ascensor más lento del mundo"

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.


*